Investigación científica revela estado de arrecifes del Caribe y Golfo de México

Investigación científica revela estado de arrecifes del Caribe y Golfo de México

1646
0
Compartir:

• Arrecifes de Cayo Arenas y Arrecife Triángulos, comunidades coralinas saludables pero requieren protección
• Cambio climático, presiones por desarrollo costero y sobrepesca, entre las principales amenazas

A bordo del Rainbow Warrior III, investigadores de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), la Universidad Autónoma de Baja California Sur (UABCS), el Centro para la Diversidad Biológica (CBD) y Greenpeace, concluyeron la exploración sobre la salud de los arrecifes del Golfo de México y Mar Caribe, en donde encontraron que el estado de conservación de las comunidades arrecifales es mejor en aquellas localidades retiradas de la costa debido, probablemente, a la falta de presiones humanas producto del desarrollo costero.

Sin embargo, incluso en arrecifes muy retirados de la costa (~200 km) fue notoria la falta de depredadores tope (especies de importancia comercial) lo que refleja un efecto de la sobrepesca, aun en estas localidades.

A lo largo de la expedición, los efectos del cambio climático sobre las comunidades coralinas quedaron en evidencia ya que fue común observar blanqueamiento coralino. Un fenómeno que resulta de la pérdida de la relación simbiótica entre los corales formadores de arrecife y unas microalgas microscópicas, llamadas dinoflagelados, lo que eventualmente puede resultar en la mortalidad de los corales.

La expedición en el barco de Greenpeace zarpó de Cozumel y realizó navegación por 10 días, con el objeto de bucear en zonas coralinas del Sistema Arrecifal Mesoamericano y en algunos de los arrecifes menos estudiados en México como son los arrecifes de Alacranes, Cayo Arenas y Triángulos en el Golfo de México. Los estudios establecieron una línea base sobre el estado de las comunidades de corales y peces que habitan en esos arrecifes, para poder llevar a cabo un análisis de su salud a través de indicadores como abundancia, riqueza y diversidad.

“Los arrecifes de coral que visitamos enfrentan serias amenazas, ya que el Caribe y el Golfo de México están entre las regiones con mayor presión para el uso de sus servicios ambientales. Entre ellas se incluye desde la sobrepesca y la eutrofización (exceso de nutrientes) provocada por el desarrollo costero, hasta el cambio climático en forma de blanqueamiento y acidificación. No obstante, es importante buscar la manera de realizar acciones que beneficien en conjunto a la naturaleza y la sociedad, ya que el buen estado de los hábitats arrecifales es fundamental para conservar la biodiversidad marina en el país y el mundo”, dijo el Dr. Héctor Reyes, profesor investigador de la UABCS.

“Este tipo de investigaciones son de gran importancia para contar con información sólida del por qué es necesaria la protección de estos ecosistemas de los cuales tenemos un vínculo y por lo tanto dependemos de su salud. A través de un programa de manejo en el Gran Caribe podríamos mejorar su protección” dijo Miguel Rivas, coordinador de la campaña de océanos de Greenpeace México.

“Buceamos en algunos de los arrecifes más espectaculares de México, como son como Cayo Arenas, Arrecife Triángulos, en donde todavía existen comunidades coralinas saludables. Sin embargo, estos arrecifes aún no cuentan con una protección. Tener una línea base sobre el estado de las comunidades arrecifales puede ayudar también para su futura protección, empleando no solo parques o reservas de la biósfera, sino cualquiera de las casi 20 herramientas de conservación con las que cuenta la legislación ambiental y pesquera mexicana” dijo el Dr. Lorenzo Álvarez Filip, Investigador de la UNAM.

“La degradación de los arrecifes de coral en las costas mexicanas del Mar Caribe y el Golfo de México ha ido aumentando gradualmente desde la década de 1970 debido a una combinación de actividades humanas como la modificación del hábitat, contaminación de fuentes industriales y urbanas, explotación de hidrocarburos, y pesquerías. Por ello este tipo de estudios ayudarán en la gestión de herramientas de protección” dijo Alejandro Olivera, representante en México del CDB.

“Esperamos contar con las conclusiones finales en el mes de marzo, para fundamentar la tesis doctoral de una de las participantes del crucero, y también someter nuestros estudios ante revistas arbitradas de prestigio internacional. Una vez publicadas daremos a conocer información más detallada” finalizaron los investigadores”.

En tanto, es fundamental que el gobierno federal emita cuanto antes Planes de manejo para evitar un mayor deterioro o afectaciones a las comunidades coralinas que aún están sanas.

Dejar una respuesta